LAS FÁBULAS

LAS FÁBULAS. ¿Qué son? ?¿Características? Ejemplos.

     LAS FÁBULAS son relatos breves que podemos encontrar escritos en prosa o verso. Es un género literario muy antiguo y se pueden encontrar ejemplos en muchas lenguas. Aquí tenéis un rápido y corto estudio de este género que os servirá para tener una visión general de sus características, así como sus principales autores y algunos ejemplos.

    LAS FÁBULAS
    CARACTERÍSTICAS
  •      Son breves; tienen normalmente un solo temas central y pocos personajes.
  •      Los protagonistas suelen ser animales que se comportan como seres humanos (aunque también hay fábulas protagonizadas por personas)..
  •      Las fábulas se escriben para educar; por eso tienen “UNA MORALEJA”, una enseñanza que deben aprender todos los lectores. La moraleja suele aparecer al final del texto, como conclusión final; a veces, no aparece de forma explícita y se debe deducir.
  •      Critican “defectos universales”, es decir que afectan a todos los hombres, sea cual sea su nacionalidad o edad. Por ejemplo: la avaricia, la arrogancia o la envidia. Pero también reflejan costumbres, vicios y virtudes de la sociedad. Por ello los temas se repiten en autores muy lejanos en el tiempo y en la geografía.
  •      Suele tener un tono irónico, incluso sarcástico
  •      Generalmente, la fábula enfrenta a dos personajes principales: protagonista y antagonista.
  •      Muestra “arquetipos”.
                 -La zorra siempre representa la .astucia.
                 -El asno la tontería o la torpeza.
                 -El león la fuerza y el poder.

    SU HISTORIA

-El escritor clásico más conocido es Esopo (debajo tienes varios textos de este escritor).
    
     -Las fábulas han sido siempre muy apreciadas por su contenido didáctico; incluso famosos como Leonardo da Vinci y Napoleón Bonaparte nos dejaron algunas fábulas. El fabulista más famoso internacionalmente es el francés Jean de La Fontaine.
      
      -En España ha sido un género cultivado desde la Edad Media. Las fábulas medievales más famosas son las que aparecen en “El conde Lucanor”, de don Juan Manuel; por ejemplo el cuento V: “Lo que sucedió a una zorra con un cuervo que tenía un pedazo de queso en el pico”. 

-Más tarde, en el Siglo de Oro, autores tan famosos como Tirso de Molina, Lope de Vega o Calderón de la Barca fueron admiradores y cultivadores de este género.
     
     -Pero es al llegar al siglo XVIII cuando triunfa la fábula. Los neoclásicos ven en este género la forma ideal de propagar el didactismo, la enseñanza y la educación en las que se basa toda su ideología: "enseñar deleitando". Dos escritores españoles nos dejan bellísimas fábulas. Tomás de Iriarte y Félix María Samaniego.
          Las fábulas de Samaniego, y también las de Iriarte, suponen la renovación en su siglo de un género de muy amplia tradición, que encontró en la preocupación moral que impregnaba las ideas ilustradas un ambiente propicio para su desarrollo. Samaniego en España, como La Fontaine en Francia, supone una nueva etapa en la historia del género; la fábula reaparece de su mano y si el francés fijó el modelo de fábula moderna, el riojano lo importó a la Península; y este modelo continuará vigente en la amplia nómina de continuadores. (A. I. Sotelo)

     -El siglo XIX sigue cultivando la fábula; en el siglo XX este género decae (y también su calidad).

    ALGUNOS EJEMPLOS DE ESOPO

     ESOPO (siglo VI a. C.) "El padre de la fábula"

     No está probada su existencia como persona real. Se le llama “el padre de la fábula” porque escribió cientos de estos relatos cortos y muy divertidos que tenían moraleja y cuyos personajes eran animales con personalidad humana. Más que autor, Esopo fue un recopilador de pequeñas historias populares que escuchaba y copiaba.
     Algunas de sus fábulas.

     EL PERRO Y EL REFLEJO EN EL RÍO
     Por la orilla de un río iba un perro que llevaba entre sus dientes un sabroso pedazo de carne. Vio su propio reflejo en el agua del río y creyó que aquel reflejo era en realidad otro perro que llevaba un trozo de carne mayor que el suyo.
     Y queriendo coger del pedazo ajeno, soltó el suyo.
     El resultado fue que se quedó sin el propio y sin el ajeno.
           "MÁS VALE PÁJARO EN MANO, QUE CIEN VOLANDO”

          LA ZORRA Y LAS UVAS
     Una zorra vio unos hermosos racimos de uvas maduras y sabrosas. Buscó la manera de cogerlos para comérselos, pero no fue posible. Entonces, para consolarse, dijo: 
     -Estas uvas no están maduras.
             "A VECES DECIMOS NO QUERER LO QUE VEMOS IMPOSIBLE DE TENER”

     LA GALLINA Y LOS HUEVOS DE ORO
     Había una vez un hombre con una gallina que cada día ponía un huevo de oro. El hombre creyó que dentro de la gallina había mucho oro; por eso, la mató. Pero entonces vio que por dentro era igual que las demás gallinas. De modo que se quedó sin el huevo que cada día le regalaba la gallina.
            “ES BUENO CONTENTARSE CON LO QUE SE TIENE”
         
          Más fábulas

Entradas populares de este blog

A2. PRETÉRITO INDEFINIDO. Formas y uso

B2. CÓMO "PROPONER": recomiendo, aconsejo, sugiero...

A1. SER-ESTAR. "LUIS"

PRACTICA LOS VERBOS 2. Presentes, pasados y futuro.

B2. PALABRAS BAÚL. Hacer, dejar, poner